El funcionamiento del teclado

El teclado es desde los inicios de la computación, el principal medio de ingresarle datos a una computadora. Si bien en la actualidad existen otras formas más sofisticadas, como la voz o el ingreso táctil, lo cierto es que el teclado es insustituible.

Que el teclado no haya podido ser reemplazada por nada, es debido a su flexibilidad. Esto significa que cuando nada de lo demás funciona, el teclado siempre nos dejará ingresar comandos y texto en cualquier circunstancia.

El teclado existe hoy conectado a una computadora gracias a esta característica, que a más de uno habrá salvado. Y tiene un mercado enorme. Esto es debido a que existen usuarios para los cuales el teclado es más que un simple periférico de entrada.

Qué vas a encontrar aquí: Cómo funciona un teclado mecánico. Buffer e interruptores de un teclado mecánico. Tipos de conectores. Duración de un teclado mecánico. Como comprar un teclado mecánico.

Cómo funciona el teclado?

Para muchos, el teclado debe tener una serie de características muy puntuales. Por ello el teclado mecánico, una tecnología que había desaparecido hace tiempo, en la actualidad cada día cobra más importancia.

A partir de este punto, vas a encontrar los motivos por los cuales los teclados mecánicos son tan buscados.

Índice de Contenidos

    Los teclados mecánicos

    ¿Quién hoy en día no quiere tener un teclado mecánico?

    De hecho el texto de este post se escribe en uno de estos dispositivos. Y podemos asegurarte que la sensación de escribir en estos teclados es incomparable. ¡Y el toque de esas teclas!

    En los últimos años, el teclado mecánico ha tomado una preponderancia más que fugaz. Primero seguro que su elección tuvo que ver con conseguir cierta estética vintage, o incluso gamer, pero con el tiempo te das cuenta que es más que eso.

    Los teclados mecánicos son precisos, y además muy duraderos. Estas son dos de sus principales características. Ahora, ¿que los hace ser así? Si quieres saberlo, sigue leyendo el resto del post, donde encontrarás tanta info como puedas absorber.

    Como sabes, los teclados actuales se fabrican con una membrana que al ser presionada cierra un contacto, enviando una señal al controlador, el cual transforma este pulso en una letra o símbolo.

    Obviamente, el hecho que estos teclados no posean prácticamente de ninguna pieza mecánica, logra que su consto sea de lo más económico. Si bien son duraderos, dependiendo de la marca del mismo, ofrecen unas cuantas desventajas, sobre todo a la hora de pulsar sus teclas.

    Para qué sirve el teclado de la computadora

    Siempre dependiendo de las marcas, a veces hasta puede ser que no respondan cuando oprimes una tecla, rebotando sin cerrar el circuito. También puede ser que incuso sus teclas se traben cuando las pulsas. Todo ello deriva en errores y un mayor esfuerzo para escribir un texto.

    En pocas palabras, los teclados modernos de membrana no son del todo precisos, sobre todo para quienes escriben a muchas ppm (Palabras por minuto).

    Si eres uno de estos usuarios, el teclado normal de membrana te parecerá un verdadero escollo. Por ello, si quieres dar el salto en calidad, precisión y comodidad, no lo pienses ni un minuto. ¡Compra ya un teclado mecánico!

    Pero antes, no estaría de más saber un poco más de la historia del teclado, que desarrollaremos debajo de estas líneas.

    Historia del teclado

    Los orígenes del teclado de la computadora provienen directamente de la máquina de escribir. Esta se remonta a principios del siglo XVII. Sin embargo, la primera máquina de escribir como tal se presentó en 1829, y se llamaba “Tipógrafo”.

    Teclado de máquina de escribir

    Luego llegaron otros tipos de máquinas de escribir. Más tarde se desarrollaron teclados con el mismo principio para introducir comandos a las primeras computadoras.

    Entre el tipógrafo y los teclados para computadoras hay muchos años y muchos modelos, suficientes para mejorar su funcionamiento y desempeño. Hasta hacer de este dispositivo algo imprescindible.

    Pero el teclado que conoces hoy proviene del desarrollo masivo de la informática doméstica. Con este hito, el escenario cambió, y los fabricantes tuvieron que crear teclados específicamente diseñados para esta plataforma.

    Primeros teclados de computadora

    Ahora, el primer teclado para computadoras personales propiamente dicho, fue un desarrollo de IBM en los primeros años de la década de 1980, que apareció con la IBM PC.

    Primero fue el teclado XT de 83 teclas, luego el XT de 84 teclas y finalmente el teclado extendido AT de 101/102 teclas, que apareció en 1987.

    Primeros teclados IBM

    Este tipo de teclado se convirtió en un estándar que todos los demás fabricantes siguieron, y el diseño de teclas que predomina hoy en día.

    Estos primeros teclados eran completamente mecánicos, es decir que tenían interruptores para cada una de las teclas.

    Ahora que sabes cómo los teclados aparecieron en tu vida, seguramente querrás saber cómo funcionan y los beneficios que te pueden aportan los teclados mecánicos a tu trabajo de todos los días.

    Teclado antiguo

    Cómo funciona un teclado mecánico

    Los teclados mecánicos como pudimos ver tienen un funcionamiento diferente.

    Como mencionamos más arriba, los teclados modernos usan una membrana para dar la sensación de presión. Además esta membrana es la encargada de devolver la tecla presionada a su ubicación original, es decir arriba para poder volver a ser presionada.

    Esta membrana activa unos interruptores sensibles situados debajo de la misma. Por supuesto que no con este sistema no puedes pretender demasiada precisión. Funcionan bien con la mayoría de las aplicaciones.

    Sin embargo, si quieres algo más preciso, que te permita liberar todo tu potencial de velocidad cuando escribes, no es el teclado correcto.

    Parte interna de las teclas del teclado

    Aquí entran en juego los teclados mecánicos. Este tipo de teclados, en lugar de tener una membrana, tienen interruptores individuales con un resorte u otro sistema igual de sólido.

    Cuando una tecla es presionada, cierra los contactos en el circuito impreso del teclado, produce la letra o símbolo asociado y el resorte devuelve la tecla hacia arriba.

    Debido a este mecanismo de accionamiento de tecla, se denomina como “mecánico” a cualquier teclado que tenga este sistema. Si bien ambos sistemas, el mecánico y el de membrana, son similares, lo cierto es que el primero produce una mejor sensación al pulsarlo.

    Este mecanismo ofrece, además de una mayor velocidad de tipeo y una mejor precisión, la posibilidad de que tus dedos puedan hacer su trabajo de forma más descansada.

    Los interruptores de cada tecla 

    Más arriba hablamos de teclas y su sistema de accionamiento. En este sentido, lo primero que debes saber es que existen teclados con diferentes sistemas de accionamiento de teclas.

    Antes de comenzar, debemos saber que todos los teclados mecánicos se basan en interruptores, también llamados switches, que se encuentran debajo de cada tecla, y son los que producen el cierre o la apertura del circuito.

    Estructura interna de las teclas del teclado

    Estos sistemas de accionamiento de teclas han sido diseñados para proporcionarte diferentes sensaciones al momento de usarlos. Es por ello que los teclados mecánicos se ofrecen en diferentes sabores, como por ejemplo más “teclados más duros” o “teclados más altos”.

    Estos nombres hacer referencia a la fuerza que tienes que hacer para pulsar la tecla, o el recorrido que tiene que hacer tu dedo hasta escribir el carácter.

    Esto permite que cada usuario pueda tener el teclado mecánico que más se ajuste a sus necesidades. Por ello en el mercado existen teclados mecánicos especiales para gamers, que necesitan que sus teclas sean ligeras, y teclados en los cuales hay que hacer más esfuerzo para escribir, aptos para aquellos que están escribiendo todo el día.

    Vista de teclado sin teclas

    Si bien en ambos teclados se puede escribir, no serían en primera instancia compatibles con la tarea a cumplir.

    Si estás evaluando comprar un teclado mecánico, y quieres saber todo lo necesario para hacer una buena compra, más abajo hay muy buena información para ti.

    Comprar un teclado mecánico

    Debes saber que comprar un teclado mecánico no será lo mismo que comprar un teclado normal. Un teclado normal puede variar en muy poco, generalmente en cuantas teclas multimedia ofrece.

    En el caso de los teclados mecánicos, el tema es diferente. Hay algunas particularidades que debes conocer. Por ejemplo, si te gusta tipear por las noches, la peor elección es un teclado mecánico.

    La verdad es que los teclados mecánicos son muy ruidosos, mucho más que los de membrana. Si no quieres que te arrojen algo para callarte, compra un teclado de membrana de los comunes.

    Pero no te preocupes, para ello existen algunos teclados mecánicos llamados “silent”. Este tipo de teclados incorporan un sistema que permite reducir el ruido de sus teclas de forma importante.

    Teclados mecánicos

    Otro punto más que importante que debes saber, es que los teclados mecánicos son mucho más caros que los teclados de membrana. Mucho más caros.

    Más arriba hablábamos de los sistemas de accionamiento de los teclados mecánicos, que no son todos iguales. De acuerdo al tipo de sistema de accionamiento, cambiará nuestra experiencia de tipeo.

    Por este motivo, es tan importante conocer la terminología, para no terminar comprando un teclado que no te conviene.

    Desde este punto, vas a conocer los principales términos usados para denominar las especificaciones de las teclas de un teclado mecánico. ¡Aquí vamos!

    • Distancia de pulsación: Como su nombre lo indica, es la distancia que debe recorrer la tecla hasta llegar al final de su recorrido. Generalmente esta distancia es de 4 mm.
    • Distancia de activación: No es lo mismo que la distancia de pulsación. En este caso es la distancia que debe recorrer la tecla hasta producir la activación de la orden. Generalmente esta distancia es de 2 mm. Luego de producida la activación es posible que la tecla siga su recorrido hasta completar los 4 mm. Restantes, dependiendo de la fuerza de accionamiento de tus dedos.
    • Fuerza de accionamiento: Básicamente es la fuerza que necesitas hacer con tus dedos para que la tecla baje y active la orden. El valor habitual es de 45 Grs.
    • Tipo de pulsación: Básicamente existen dos tipos de pulsación. Estas son el lineal y el tipo “feedback” táctil. El funcionamiento del tipo lineal reside en que la tecla baja y sube en línea recta. En cambio el tipo de “feedback” te permite sentir cuando la tecla activó la orden. Para ello cuentan con una pequeña marca en su recorrido que te indica que se activó la orden.
    • Sonido: Debido a su funcionamiento, los teclados mecánicos son ruidosos. Sobre todo cuando la tecla llega al final del recorrido. Otros amplifican aún más ese sonido con un mecanismo llamado “Click audible”, que consta de una pieza que deliberadamente produce un sonido cuando son pulsadas sus teclas.

    Con respecto a esto último, existe una especie de convención en los fabricantes. Esta es básicamente rotular el tipo de teclado mecánico mediante colores en los interruptores o switches. Así es como quedaría esto:

    • Teclados mecánicos con interruptores rojos: Estos son teclados de accionamiento lineal. No producen sonido más allá del de su propio funcionamiento.
    • Teclados mecánicos con interruptores azules: Estos ofrecen accionamiento con el sistema de feedback táctil. Además incluyen un sistema para producir un sonido cuando se accionan las teclas.

    Interior teclas de teclado

    El buffer del teclado 

    Si bien seguramente lo que más te preocupa de un teclado son sus teclas o el tipo de conexionado que ofrece, lo cierto es que también existen otras variables a tener en cuenta.

    Una de estas es el búfer de teclado. No es un dato que todos conocen, pero es muy importante para el buen funcionamiento de cualquier teclado.

    El búfer de teclado es básicamente una dirección de memoria muy pequeña, que se almacena en la RAM principal de la computadora. Este búfer es el encargado de capturar todas las pulsaciones de las teclas que hagas.

    El tamaño de memoria ocupada por el búfer de teclado es mínima debido a que sólo almacena las pulsaciones de teclas ocurridas durante una fracción de segundo, luego de tiempo, el búfer elimina todas las pulsaciones de tecla.

    Con este procedimiento, el búfer de teclado se asegura que no existan imprecisiones al momento de traducir las pulsaciones al hardware y de allí al sistema operativo o aplicación.

    Buffer del teclado

    Esta captura se lleva a cabo en el momento preciso cuando presionas la tecla, pero antes de mostrarse en la pantalla. Este es un procedimiento diseñado para tener una mejor precisión a la hora de procesar las teclas presionadas.

    Obviamente, no se capturan todas las pulsaciones que hagas, como “Supr”. En este sentido, todas las pulsaciones de teclas modificadoras del texto, como “Eliminar”, o las pulsaciones de la barra espaciadora, no llegan al búfer del teclado.

    Este hecho es debido a que el búfer de teclado fue diseñado sólo para almacenar caracteres legibles. Y las teclas como las mencionadas sirven para modificar caracteres, por lo tanto no son almacenadas en el búfer.

    SI pudieras ver el contenido del búfer del teclado, notarías inmediatamente que todo el texto no tiene ni retornos de carro, tabulados o espacios entre las palabras.

    Sin embargo, aun cuando sea incompresible, existen formas de leer ese contenido. Y esto es aprovechado para robar los datos almacenados en el búfer, obviamente con el propósito de llevar a cabo actos ilegales.

    Están seguros los datos que escribo en el teclado? 

    Lo cierto es que no. Como sabes, nada en informática es 100% seguro. Todo está expuesto al robo o al espionaje. Todo se puede robar, con diversos propósitos, que pueden estar mal o bien intencionados. Desde el robo de credenciales bancarias hasta saber que han escrito nuestros hijos.

    Lamentablemente, el búfer del teclado se puede manipular y se puede interceptar para saber que hay almacenado allí. Para ello hay aplicaciones, de ellas las más conocidas son las del tipo Keylogger.

    Estas aplicaciones trabajan la mayoría de ellas con el mismo sistema. Es decir capturan y copian la información del búfer para almacenarla en otro espacio. Esto permite que el usuario de la app pueda verla, imprimirla o exportarla.

    Seguridad teclados computadoras

    Quieres saber cómo mantener seguro lo que escribes en el teclado: Todo sobre Malware: virus, troyanos, spywares y otras amenazas.

    Conectores del teclado 

    Los teclados, sean mecánicos o de membrana, pueden tener diversos métodos de conexión. Incluso pueden ser inalámbricos, es decir sin cables. Esto te permite tener plena compatibilidad con el tipo de computadora que tengas, independientemente de antigüedad. Así que si se te rompió el teclado.

    ¡No te preocupes! Todavía tienes reemplazo.

    En la actualidad, puedes contar con tres tipos básicos de conexión de teclado:

    • DIN de 5 pines
    • DIN de 6 pines
    • USB

    Sin embargo, es cada vez más difícil encontrar un teclado con cualquier de las dos primeras conexiones. Esto es debido a que las motherboards de las computadoras ya casi no incluyen este tipo de conexión DIN.

    Si no sabes qué tipo de teclado comprar, siempre mira detrás de la computadora para conocer el tipo de conector de teclado que tiene. A partir de ese dato deberás adquirir el tipo de teclado adecuado.

    Tipos de conectores de la computadora

    Si tienes una computadora que no posee este tipo puertos DIN, deberás comprar un teclado USB.

    Obviamente, cada una de estas diferentes formas de conexión tiene sus ventajas y desventajas, las cuales conocerás a partir de este punto.

    DIN de 5 pines 

    Este tipo de conector fue el primer tipo de conector de teclado que se estandarizó, gracias a su implementación en las computadoras de IBM. Estos conectores DIN 5, también llamados AT, contaban con 5 pines orientados asimétricamente, lo que garantiza al usuario no enchufarlo de manera errónea.

    Conector Din 5 pines

    En la actualidad ya no se encuentran el mercado, salvo en teclados muy antiguos.

    Mini-DIN de 6 pines 

    Este tipo de conector es similar al DIN 5, pero a pesar de tener más conectores, es más pequeño que este. Fue desarrollado con el fin de reemplazar al DIN 5.

    Como característica general estos conectores generalmente son de color violeta, lo que los diferencia del conector de mouse, de color verde. Cabe destacar que el conector de mouse también es un Mini-DIN de 6 pines.

    Del mismo modo que el anterior, su uso se estandarizó gracias a que IBM los implementó en sus sistemas PS/2. Por este motivo también se conoce a este conector por ese nombre.

    Conector Mini-DIN de 6 pines 

    En la actualidad es ampliamente utilizado en muchas computadoras, sobre todo aquellas un poco más antiguas.

    Conectar de teclado USB 

    Hoy en día, el puerto USB es una tipo de conexión muy extendida, y se encuentra en todo tipo de computadoras. Este puerto permite conectar todo tipo de periféricos de entrada y salida. Por supuesto que también le puedes conectar un teclado.

    De hecho es la única forma que tienen las computadoras más modernas y las laptops de sumarle teclado al sistema.

    Cuando se incorporó el puerto USB, se produjeron cambios importantes en la informática, como por ejemplo, la posibilidad de conectar y desconectar dispositivos “en caliente”.

    Puerto USB

    Como sabes, un teclado es un periférico que no suele moverse mucho, pero la posibilidad de poder conectarlos por USB permite utilizar motherboards más pequeñas, que ocupan menos espacio y usan poca corriente.

    Además, el puerto USB te permite tanto conectar un teclado con cable como un teclado inalámbrico, o incluso los dos. En este sentido, puedes añadir un teclado numérico a otro puerto USB, si tu teclado no dispone de esta función.

    Vida útil de un teclado mecánico 

    Seguramente, ya hayas consultado los precios de los teclados mecánicos. ¡Son mucho más caros que cualquier otro! Por eso te pusiste a pensar si estos teclados mecánicos eran una buena inversión, y te preguntaste que vida útil tienen.

    Sobre todo para saber cuánto tiempo te duraría una compra de este tipo.

    En este punto, ¡te tenemos una grata sorpresa! Los teclados mecánicos tienen una vida útil mucho más alta que un teclado común de membrana, y más aún si es un teclado mecánico de buena marca.

    Por la vida útil y la resistencia que ofrecen, los teclados mecánicos son perfectos para darles con todo. 

    Para ejemplificarte esto, podemos decirte que los teclados de membrana tienen una vida útil de unos 2 a 10 millones de pulsaciones por cada tecla, dependiendo de la calidad del mismo.

    Ahora, lo teclados mecánicos tienen una vida útil de unos 20 millones de pulsaciones por tecla, si el teclado no es de una marca reconocida y de calidad.

    Ahora, en los teclados mecánicos de más alta gama, la vida útil de cada una de sus teclas se eleva hasta los increíbles ¡60 millones de pulsaciones!

    Teclado retroiluminado

    Si te estabas preguntando esto, ahora tienes la respuesta. Como puedes ver, un teclado mecánico es una excelente inversión para tu equipo, aunque no sea un tope de gama.

    Pero no solamente por la vida útil de sus teclas, sino por la comodidad que tienes a la hora de escribir textos. Si eres de los que se pasan horas escribiendo, y pruebas un teclado mecánico, es posible que no haya marcha atrás.

    Prueba uno y luego nos dices. ¿Te parece?

    Graciela Marker

    Periodista independiente con más de 20 años de experiencia en medios gráficos, audiovisuales y digitales. Formada académicamente en periodismo digital y comunicación multimedia, ámbito en el que se desenvuelve hace dos décadas. Especializada en ámbitos tales como la informática y la logística empresarial, entre otros.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Usamos cookies para darte una mejor experiencia de navegación. Si continuas navegando, aceptas su uso. Más Información sobre nuestras Cookies